domingo, 23 de diciembre de 2018

NO MÁS ANGUIRRIENTOS Y ARRIBISTAS EN LA GESTIÓN PÚBLICA…


Población espera que de verdad no haya repartija de cargos en los nuevos gobiernos municipales y regionales. “Muchos están como Nerón destruyendo a Roma, dispuestos a incendiar a su provincia, distrito o región para acceder a la piñata oficial”, comentaron quienes afirmar que hay excepciones contadas con los dedos de una mano

Mal arranque de un gobierno. Hay tufo maloliente. Una voracidad incontenible por ocupar cargos, esos “puestos” benditos de la función pública que obran milagros en los parientes, vecinos y cófrades. Un néctar que genera regodeo, embriaguez y alucinación – es lo que percibe un sector de la población de Cañete y la región Lima a pocos días que juramente las nuevas autoridades ediles y regionales.

Aunque prefirieron no mencionar nombres – opinaron que es evidente que gerentes, directores, jefes y administradores o simples funcionarios, están como Nerón destruyendo a Roma, dispuestos a incendiar a su provincia, distrito o región para acceder a la piñata oficial. 

“Son los delirios contra el estado y el presupuesto general de la nación, esa manada que atropella malezas, sin importar las espinas, alocados por el vito gubernamental”, comentaron quienes dudan que las cosas cambien radicalmente en los próximos cuatro años.

“Es un secreto a voces que habrá repartijas de cargos, no lo duden. Solo nos queda vigilar que hagan la cosas bien y que de verdad se culmina una gestión municipal o regional honestamente, con las manos limpias como lo promocionaban en campaña”, opinaron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario