jueves, 12 de enero de 2017

SANGRE-SUDOR Y LAGRIMAS FUE EL COSTO DE LA UNDC…

Carmela Apolaya – criticó que foráneos denunciados ante la SUNEDU, la estén poniendo en peligro

La Universidad Nacional de Cañete (UNDC), es del pueblo, no de un grupo de foráneos” – expresó en calidad de vecina y madre de familia – Carmela Apolaya Hidalgo - al sumarse a los cuestionamientos contra Comisión Organizadora   de dicha casa de estudios, hoy denunciada ante la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (SUNEDU) por aparente malos manejos.

La también lideresa de Acción Popular (AP) – aplaudió la valentía de la catedrática  y presidente de la  Asociación de Docentes de la Universidad Nacional de Cañete (ADUNC)-Micaela Lujan Cabrera de evidenciar públicamente una serie de hechos irregulares registrados en la gestión de Carlos Eduardo Villanueva Aguilar (Presidente), José Octavio Ruiz Tejada (Vicepresidente Académico) y Edwin Vegas Gallo (Vicepresidente de Investigación).

Apolaya Hidalgo – lamentó que unas cuentas personas, estén poniendo en riesgo la creación de la Universidad que le costó, sangre, sudor y  lágrimas a miles de cañetanos.

“La universidad pública  es un elemento clave en el desarrollo de los pueblos. Debemos proteger a la universidad pública y gratuita, porque la educación es trascendental para lograr-además del crecimiento como personas, una sociedad cada vez más justa, integradora e igualitaria” - manifestó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario